Google-play App-store
Monterrey N.L.

LA CARA AMABLE DE EUROPA

Hoy toca paseo, amigos y amigas, ponemos nuestro ojo en Ucrania, foco de la noticia durante estas semanas. La ruptura entre la sociedad que pide cambios y el gobierno ha llevado al enfrentamiento en la calle. Disturbios que han copado las primeras planas de periódicos a nivel mundial, una muestra más del índice de descontento ciudadano en el convulso juego que las grandes potencias mantienen, reducto de nostalgias y fantasías imperialistas por parte de uno y otro lado, de la desprestigiada Unión Europea y de los escombros de la Unión Soviética. 

Los ucranianos exigen el acercamiento a Europa, cansados de las continuas intromisiones de Rusia en sus decisiones políticas, gracias a gobiernos satélite más interesados en hacer amigos que en gobernar. Así que Ucrania pone su mirada en su vecino simpático y amable, la Europa salvadora y democrática que gana premios por la paz. 

Esa misma Europa que pisa alegremente a los países del sur para proteger el cuello de los ricos países del norte, que obliga a decisiones salvajes y destrucción del estado del bienestar, que mira con agrado privatizaciones y pérdidas de derechos ciudadanos en favor de beneficios para los buitres que engordan gracias al sufrimiento de muchos. Esa Europa que lanza cantos de sirena al hastiado ciudadano ucraniano, junto con el otro gran mentidero aval de nuestro sistema caníbal, Estados Unidos. 

Ucrania ve esperanza, Europa ve un nuevo bocado para su orgía neoliberal. Lo cierto es que mal pinta para la república ex soviética, si tiene que elegir entre una pesadilla u otra. 

Aquí, en España, la cosa es más grave. Porque desde ciertos sectores se aplauden las protestas ucranianas, que claman por la “pax” europea, y huyen de los agravios del apocalipsis post comunista ruso. Al mismo tiempo, esos valedores de la libertad de tres al cuarto, se alegran cuando nuestro propio gobierno perpetra una ley de seguridad ciudadana que es un paso al alegre estado policial, en un intento de criminalizar las protestas sociales que se multiplican ante el continuo insulto a los españoles en el que se ha instalado el ejecutivo Rajoy, muestra dolorosa de la Europa por la que suspiran en Ucrania. 

Hay que ver lo pequeños que somos, y lo enormes que son nuestros monstruos, ya sea en Moscú o en Berlín. 


@SantiagoNeg



COMENTARIOS
comments powered by Disqus
http://panycirco.com/columna/el-hemisferio-izquierdo/la-cara-amable-de-europa
© Copyright P.C. Publicaciones.

Suscríbete para recibir diariamente nuestro boletín informativo