Minuto

Refranes inútiles

By enero 9, 2024No Comments

Minuto

CHAVA PORTILLO

Siempre he creído en la filosofía popular, aunque algunas ocasiones los tiempos rebasan la sabiduría convirtiéndolos en escenografía descontinuada.              El no por mucho madrugar amanece más temprano, encontró su contraparte cuando alguien dijo: para uno que madruga, otro que no se acuesta.    El haz el bien y no mires a quien, queda desamparado cuando en las urnas eleccionarias hubo quien tuvo la mala ocurrencia de sufragar por canallas que en poco tiempo defraudaron la confianza y los buenos deseos, como el caso del presidente López y más reciente con Samuelito ahora bautizado con el alias de “mentiroso, mentiroso” personaje que popularizara el inigualable Jim Carrey.

Existe un adagio que reza que la unión hace la fuerza y la más utilizada en los mítines y acarreos de protesta que asegura que el pueblo unido, jamás será vencido, de esa jaculatoria no estoy muy convencido del todo.

No es primicia que los personajes arriba descritos son rechazados rayando en el ostracismo del odio y la repulsión por tanto desencanto que han ofrecido a los que ilusionados, creyeron en sus promesas.

La pregunta es que en el caso de Sami mentiroso, encuentra odio exacerbado del poder Judicial, del Legislativo, los Partidos Políticos, rechazo de algunas Cámaras empresariales, los medios impresos y electrónicos y de tantos ciudadanos que mueren de sed por las constantes mentiras de que resolvieron el problema del agua, otros que sufren la espera de dos horas del camión para ir a trabajar, les han violado a un familiar, robado sus hogares, siguen sufriendo en las aulas móviles la falta de lo elemental y sígale sumando.

De ahí, que no entiendo siendo tantos los frentes que mantiene abiertos en contra el mentiroso gobernante que no sean capaces de unirse todos para darle una patada en el trasero y mandarlo a inflar burros por el pivote acompañado de su también mentirosa princesita consorte que ahora sueña ilegalmente con ser alcaldesa de Monterrey cuando todos sabemos que respira el apacible y exclusivo aire de la colonia del valle del perfumado San Pedro.

Seguimos en espera del que el pueblo unido, que fue capaz de descarrilar la arrolladora máquina tricolor setenta años después para darle cabida a un panismo rancio e inservible que desaprovechó la oportunidad dorada por el error de poner a gobernar primero a un papanatas de sombrero Guanajuatense que sutilmente fue superado por Martita, una hábil boticaria de Celaya dirigiendo los destinos del país en sociedad con Bernardo Gómez picudo abre-puertas de Emilio Azcárraga dueño de televisa.

Después, confiado en su buena suerte, optan por darle la oportunidad al dipsómano Felipe Calderón para terminar de hundir el barco y con él, las oportunidades de volver al poder como partido para que llegara un irresistible muñeco de utilería que le preocupaba más su peinado y sus hijastras que los destinos del país, hasta que llegó la peor fortuna de los mexicanos en las manos más perversas de un cocodrilo de Tabasco que aún sueña con prolongar su mandato o de perdido, dejar la herencia maldita en una mujer de su misma calaña.

minutochavaportillo@gmail.com