Minuto

La gran apuesta

By junio 11, 2024No Comments

Minuto

CHAVA PORTILLO

Luego del doloroso parto, nos disponemos a entender y seguir la vida, no hay de otra, como en el teatro, la función debe continuar, las elecciones perdidas no son otra cosa que un paso más de los muchos que daremos y debemos hacerlo sin chistar y sólo tenemos derecho a quejarnos en el último aliento de esta vida profana, como el de ayer, doloroso despertar de Nelly Martínez, gran periodista de muchas batallas que nos dijo, hasta pronto y que hasta en la despedida, ejerció el periodismo con gran profesionalismo, desde sus años juveniles en El Porvenir.   Que en paz descanses gorda

La gran duda que guardamos todos los que nos estamos reponiendo de la madriza que nos propinó el gran cocodrilo del pantano y su gavilla de facinerosos, es saber qué actitud tomará colita de caballo, porque una cosa es la agradecida y sumisa candidata que llega a la campaña y otra persona muy diferente es la reina de corazones rojos que asciende a la cima del poder.              Platicaba con unos compañeros periodistas la repetida escena cuando el saliente llama al día siguiente al nuevo titular por teléfono para cualquier vaguedad.

De inmediato la respuesta no se hace esperar “¿Dígame señor presidente?”    “No, la señora presidente, es usted Claudia.   Le quería hacer un comentario si a bien lo tiene escucharme etc.”         Días después se repite la misma historia, el asistente le comenta a colita de caballo que le llama López.    “Dígale, que en unos minutos le regreso la llamada”

A la semana siguiente, va de nuevo, le llama el señor López Obrador.       Con enfado y voz baja hace la seña que no está disponible y el asistente le dice, que le llama en un rato, situación que NO se dará y hasta ahí terminará por romperse el canal de comunicación.

Esa es una situación obvia que tarde o temprano tendrá que darse hasta que el dueño del pantano Tabasqueño entienda que dejó de ser y que ya no existe cuenta que le deban y la señora presidente, hará entender, que hasta aquí mi amor se terminó, y si tu lo determinas, repartimos las gallinas…y lo que quedó, quedó.

Esa, es una circunstancia que tendrá que darse y los millones de mexicanos lo esperamos y añoramos, para muestra un botón, la idea, orden, sugerencia que declaró López de que tendría una gira por todo el país junto a colita de caballo para agradecer al pueblo bueno y sabio el apoyo al trabuco de morena, hasta ahorita la señora presidente, no ha dicho si sí, o no y ahí es donde empieza el divorcio del que les hablaba.

¿Qué pasará por la atribulada cabecita de Clau?    ¿Darle mecate al cocodrilo o buscará una despedida abrupta?    Decirle, cállate y siéntate, seguirá diciéndole: lo que usted diga señor presidente, o ¿seguirá la relatoría que les narré? del: dígale que yo le regreso la llamada.

La historia recuerda muchos episodios similares, porque el que sale, piensa que le deben todo, y el que llega, está convencido que lo logrado es producto de su inteligencia y talento, ¿remember Natividad González Parás y su hijo putativo Golden boy?

Estamos en medio del desierto y ya no podemos cambiar de camello, sólo queda encomendarnos a dios y pedirle que dure poco y que no nos duela tanto.

     minutochavaportillo@gmail.com