Minuto

Un hombre llamado burro

By junio 28, 2024No Comments

Minuto

CHAVA PORTILLO

Parodiando aquel clásico del cine norteamericano donde Richard Harris estelariza a un hombre rudo que llaman caballo, en sus escenas más crudas, el artista es colgado de los pechos con filosos cuernos de venado, me vino a la mente la necedad patológica de este muchacho que por desgracia convirtieron en gobernador, no teniendo otra opción que llamarlo burro y hoy, estamos pagando las consecuencias, les platicaré porqué.

Samuel está jugando con lumbre y la vaguedad que le produce su corta experiencia y bisoña edad cronológica no lo disculpa de la estupidez interpretada porque “es muy macho” siendo gobernador.    Ha caído en desacato e insiste en no presentarse al Soberano poder de los legisladores que le han notificado han abierto un juicio de procedencia, donde con toda honestidad el arrogante jovencito, lleva todas las de perder, como ha perdido todos los encuentros, alegatos y discusiones en los que se ha enfrascado.

Pero vámonos por partes.    Igual que el inútil X2 Javier Navarro, el gobernador se negó a presentarse al H. Congreso para ser notificado en persona que las acusaciones no son tan sencillas ni tan fatuas como él quiere hacer entender a la ciudadanía, argumentando que este jueves próximo pasado, no se apersonaba al recinto legislativo, porque tenía una entrevista con el presidente y prefería, esa reunión, que perder el tiempo con los diputados, que dicho sea de paso, dice, lo han insultado de rata, huevón y quién sabe cuentos epítetos más.            

Adereza Samuel su absurda verborrea con un: “el presidente me va a dar dinero para arreglar el problema del huracán” y los diputados, no le iban a dar lo que necesitaba, como por ejemplo, cambiando las cosas, los diputados le adelantaron que exigirán entregue el presupuesto atrasado que debe a los alcaldes y no como quiere dar a entender, que los diputados quieren que NO les entregue el adeudo que por sus pistolas se niega a ofertar.

Copia fiel del cocodrilo.     Además, debemos aclarar una cosa a mentiroso-mentiroso, el presidente NO le autorizó ningún apoyo económico, le dijo que AUTORIZABA endeudar al Estado en base a solicitar un préstamo de 4,810 millones de pesos para un crédito extraordinario, que no es lo mismo, y me pregunto: ¿Cómo dará salida a los dineros si no es con la autorización del Congreso?    Acaso seguirá la añeja costumbre de los sabandijas, ¿cómo le doy salida?    Pos no le des entrada. 

Samuelito el mentirosín y Javier el fatuo Navarro no tienen idea donde se están metiendo, porque sin importar que su chequera actualmente esté rebosante y relumbrosa, he visto catedrales derrumbarse, sobe todo cuando las entradas no son lo suficientemente transparentes y si no hacen acto de presencia a su cita con el destino en el Congreso porque gozan de un tramposo amparo, habría que recordarle al tres veces doctor de pacotilla, que se vence el acero, que no se venza una suspensión fraudulenta aunque sea tramitada en Reynosa 

Cada día que pasa, Samuel piensa que es un respiro más para conservar su mandato y libertad, nosotros afirmamos que es un día menos que le queda a un sátrapa que vino a hacernos la vida insoportable, por lo chiflado y deshonesto.    MENUDENCIAS: ayer rezamos por las cenizas del “negro” Héctor S. Maldonado.   Ejemplar profesionista, excelente abogado, como amigo y ser humano, de lo mejor.   Se “ahorcó” la de seises negro, pronto te veremos  

minutochavaportillo@gmail.com