Minuto

La cultura del engaño

By enero 8, 2024No Comments

Minuto

CHAVA PORTILLO

No podemos asegurar que los nuevos gobiernos trajeron como novedad mentirle al ciudadano.               Es una enfermedad que nació desde que el hombre vio la necesidad de convivir socialmente y ponerse de acuerdo para que uno lo representara viendo por el bien común.

Lo que podría afirmarse es que lo que sí es una constante desagradable es la manera en que hoy se exhiben los lideres políticos donde el cinismo es un ingrediente infaltable en el repulsivo guiso, exhibiendo primero al presidente López como muestra de vanguardia y después a Samuel García que desde su edad temprana se distingue por ser imitador por antonomasia.

De manera poco usual, líderes de opinión de la talla de Joaquín López-Dóriga, Brozo, Carlos Loret de Mola, Pepe Cárdenas, Jorge Fernández y el insoportable Carlos Marín al unísono se refieren al gobernador de Nuevo León como mentiroso empedernido que por la urgencia de quedar bien con López presidente es capaz de perder la vergüenza y el decoro, mismo caso del abyecto vende patrias Dante Delgado lame suelas del zapato del monarca con tal de seguir pegado a la retesa ubre política, cubriendo la segura ausencia de Beto “Canalla” dueño de PT por los siglos de los siglos…amén.    NOTA: dejamos fuera de los destacados periodistas a Ciro Gómez Leyva porque existe manifiesto que le llegaron al precio, a él… o a sus patrones

Pero vámonos con el alumno más avanzado del mesías tabasqueño que en su afán de cumplir con la orden de palacio nacional fue capaz de hacer el ridículo más grande que alguien pudiera soportar de faltar a su promesa y palabra de ser gobernador por seis años, “no como el Bronco” divorciándose de lo podrido de la vieja política.     Después, siguiendo con la misma tónica, jamás, hacer lo que los partidos tradicionales habían hecho como parte de su doctrina, nombrar un gabinete de amigos, compadres y familiares en un auténtico nepotismo burdo y execrable, nombrando a su esposa Mariana supuestamente “honoraria” como presidenta del DIF, situación con la que se enredó, ya que reconoció que su nombramiento era oficial, renunciando para ser pre-candidata a la alcaldía regia.   

Los dos están cortados con la misma tijera, manifiestan con las mismas frases su ridícula defensa de que la vieja política “descarriló” al petulante gobernador que, según él, en diez días había desbancado a Xóchitl Gálvez para situarse en segundo lugar.          Se requiere ser burdo, torpe y pendejo para decir semejante majadería, porque al paso que iba, superaría a Claudia niña de mis ojos en un par de semanas convirtiéndose en monarca indiscutible.

No Samuelito, eres un vulgar mentiroso, pensaste que el presidente iba a “ordenar” que aceptaran que tu incondicional Javier Navarro fuera el que te cubriera la espalda sin permitir que se abrieran las cajas de tesorería y auditaran lo que se ha mal-gastado y lo que amenazaban con darle salida, por parte de un personaje que con tintes de ministerial haría una investigación y persecución dándole parte además del poder judicial, al H. Congreso donde sus relaciones no son nada cordiales.

No Samuel, eres además de mentiroso, sospechoso que por algo no aceptaste que hurgaran la caja de Pandora y enseñaste más el cobre aún con lo que pretendes hacer con tu también mentirosa esposa, porque primero, NO VIVE donde dice vivir y además haber ordenado que el ICV -Instituto de Controlo Vehicular- ceda todos los ingresos al DIF para que los maneje a discreción en su campaña.

Estás perdido y lo sabes, nada tiene que ver la vieja política y los políticos pasados de moda, porque primero tendrías que meter a la cárcel al presidente López y detrás de él, a tu piedra angular, el payaso Dante Delgado para que cese de bailar ridículamente con sus tenis fosfo.                minutochavaportillo@gmail.com