Minuto

Las suplencias y los chapulines

By abril 10, 2024No Comments

Minuto

CHAVA PORTILLO

Como moneda de cambio, prostituyendo el oficio están convertidas las suplencias de los nombramientos que democráticamente se disputaron en las urnas siendo el único sustento el sufragio que supuestamente debería ser intransferible, endosable o comercializable como pretenden hacerlo hoy los caníbales del H. Congreso y o los partidos políticos que se venden al mejor postor.

Los diputados, no contentos con casi un mes de descanso a su improductiva obligación, no se han reintegrado a legislar porque no se ponen de acuerdo por la suplencia de la deshonesta Alhinna Vargas que ha creado todo un desagradable y maloliente enredo renunciado y después afirmar oficialmente que no, pero sin asistir a trabajar y sin que les descuenten de su “dieta” los días que no ha laborado, quitando la oportunidad que la suplente Rosaura Guerra de MC rinda protesta y se presente a trabajar.

Mismo día que hicieron la farsa que la suplente de Alhinna simulaba rendir protesta, Perfecto Reyes suplente de Héctor García que le debe todo al PRI, pero ahora “chaqueteó” convenenciero con MC para competir por la alcaldía de Guadalupe, juraba ante el pleno que sustituiría al “tres cachuchas” en un chapulineo vomitivo que la ley permite por desgracia.  

¿Qué es lo más desagradable y tramposo del entuerto?    Que tanto candidatos, como partidos, organismos electorales y el mismo gobierno se tapan con la misma cobija de la conveniencia engañando al ciudadano elector presentando a un candidato por un partido político buscando el sufragio que lo lleve al triunfo.    Más tarde, renuncia y entrega la titularidad a un suplente que nada tiene que ver con la doctrina, ideales y promesas del que prometió en campaña porque pertenece a otro partido y otras necesidades.

En caso de los diputados locales hablando de la convenenciera Alhinna Vargas del PRI, su suplente pertenece también por así convenir a sus intereses a Movimiento Ciudadano estaría dándole a otro partido político una repartición del pastel diferente en cuanto a votos en el Pleno y la dirigencia de la COCRI -órgano que maneja administrativamente el H. Congreso- cambiando de mano.

Es una treta política que debería desaparecer, porque el ciudadano que no está inmerso en trampas de reglamento, vota por un candidato de un partido, no por un desconocido suplente de otro organismo, por así satisfacer las necesidades de los que manejan el negocio, en este caso el gobernador Samuel el mentiroso-mentiroso que desde su sueño guajiro de contender por la presidencia intentó dejar al neófito de Javier Navarro Velasco.

No pudo concretar el capricho porque la conformación del Congreso no le daba la mayoría en los votos, teniéndose que meter reversa y abandonar la intención del fraude.

La judía candidata Claudia Sheinbaum sin querer queriendo se le escapó la misma frase que ha sido bandera del presidente López, que desea tener la mayoría en las Cámaras de Diputados y Senadores además de 17 Congresos locales para que cuando se le antoje ahora a la niña de mis ojos, si llega a ser presidente del país, modificar la Constitución a la hora que le plazca.          Verdad que no es lo mismo, Anita se mece en la hamaca…que mécete en la hamaca Anita.                                   minutochavaportillo@gmail.com