Luis Padua con Pan y Circo

¿Quién va a ayudar en NL: MC o Morena?

By junio 25, 2024No Comments

PAN Y CIRCO – Opinión Editorial

Este fin de semana pasado parecía abrirse un dilema.

Mientras el gobernador Samuel García convocaba a los alcaldes, la mayoría opositores, a que le mandaran sus listas de daños para armar un presupuesto estatal emergente para la reconstrucción tras los daños por Alberto, al menos 15 ediles se estaban reuniendo con los senadores electos Waldo Fernández y Judith Díaz para el mismo efecto.

Y es que los to-be-legisladores morenos se comprometían a elaborar una petición a la secretaría de Hacienda para solicitar un presupuesto emergente del Fondo para la Atención de Emergencias.

Lo que nos lleva a la pregunta: ¿a quién le toca gestionar y aplicar esos recursos para atender la emergencia? ¿A los senadores (que aún no lo son oficialmente) o al Estado? Pa’acabar pronto: ¿A Movimiento Ciudadano o a Morena?

La pregunta es capciosa… Si bien los legisladores están facultados para bajar recursos para los municipios, y frecuentemente lo hacen, aquí nos topamos con dos datos muy contundentes.

Uno, que los senadores electos, por más bien intencionados que sean, aún no son senadores. Es cierto, pueden ayudar a los alcaldes a llenar un formulario (como lo hacen los “asesores” externos que por una módica cuota te llenan la solicitud de la Visa para EUA), pero eso no significa que puedan gestionarlo oficialmente. Claro está, pueden hacer uso de sus relaciones, pero no pueden aún fungir con el membrete que aún no portan.

Y dos, si bien uno pudiera pensar que la gente de Morena, “por ser de Morena” tiene más “palancas” ante gobierno federal que un gobernador de MC, lo cierto es que ningún ente tiene mejor derecho de picaporte ante gobierno federal que un gobierno estatal, de inicio porque sencillamente los recursos federales para los municipios bajan a través de los Estados.

Pero, además, amigo lector, basta con recordar el “espaldarazo” que Andrés Manuel López Obrador dio recientemente a Samuel García cuando dijo que “no está sólo”, por el tema de las denuncias por agresiones de la elección en Monterrey.

A ver, las señales de AMLO, cuando las hay, son claras y contundentes, y ahí el presidente mandó la señal de que está con Samuel, y “está de su lado”.

Entonces, el camino a los recursos federales para la reconstrucción en Nuevo León, al menos hoy, es el del gobierno del Estado.

Mañana, cuando ya sean senadores Waldo Fernández y Judith Díaz, y que Claudia Sheinbaum sea presidenta, es posible que ya vayan a funcionar esas otras vías paralelas, que siempre existen a través de los legisladores federales.

Pero por lo pronto, ¡no habría que acelerarse!